top of page
Buscar

Reencuentro de bendición

y me buscaréis y me hallaréis, porque me buscaréis

de todo vuestro corazón”. –Jeremías 29.13

 


Hoy celebramos el cierre de nuestra Escuela Bíblica de Verano, “Destino Excavar”. Esta semana ha sido una muy especial para nuestra niñez, pues se ha convertido en su primera experiencia de encuentro pospandemia en nuestra iglesia. Cada mañana era evidente la alegría que había en cada uno de los niños y las niñas: oírlos cantar “Grande y fuerte es nuestro Dios”, verlos jugar y escucharlos reír nos bendijo grandemente.


Como parte de su programa cada mañana los/as niños/as se reunían para una experiencia devocional en el auditorio; allí, además de cantar, se preparaban para las participaciones que tendrían hoy domingo. También aprendieron en su clase bíblica, jugaron al aire libre y participaron de diversos talleres como: el huerto casero, la creación de títeres y el taller de manualidades. Al preguntarle a una de las niñas pequeñas qué tal había estado la experiencia me dijo: “me ha gustado todo”; otra niña me dijo: “mi clase favorita es la de sembrar”; otro niño expresó: “mi clase favorita es el soccer” y otro: “todo me ha gustado, pero lo más que me gusta es la comida”.


Cada una de estas respuestas expresa la sinceridad y alegría de un tiempo de compartir con otros niños y niñas, de jugar y, sobre todo, de encontrarse con el Señor. Sí, de encontrarse con Aquel que han buscado en cada una de sus lecciones, en los devocionales y en todas las experiencias de la Escuela Bíblica de Verano. Confiemos en que la experiencia compartida marcará para bendición la vida de nuestra niñez.


Damos gracias a Dios, a cada organizadora y cada voluntario por encarnar las palabras de Jesús: “Dejen que los niños vengan a mí y no se lo impidáis, porque de los tales es el reino de Dios” (Mateo 19:14).


En Cristo Jesús,


Pastor Alberto

44 visualizaciones0 comentarios

Entradas Recientes

Ver todo

Comments


bottom of page